Loading
16Ene 2017

0

468

0

Cómo crear un slogan

Todo negocio necesita un slogan, un llamado que le recuerde a los clientes exactamente quién eres y para qué estás aquí.

La palabra slogan viene de una expresión gaélica escocesa que, traducida modernamente significa “grito de guerra”. Imagina el poder que hay detrás de las palabras que van a identificar a tu emprendimiento como un llamado en medio de la batalla.

Para el marketing tradicional y digital, el slogan es una herramienta potente, que te diferencia de la competencia, te ayuda a destacar sobre los demás y sobre todo, favorece la recordación de los usuarios y clientes sobre tus productos y servicios.

El éxito del slogan se soporta en buena medida en ser un recordatorio constante de lo que representa tu negocio, de lo que puede aportar al público o simplemente del estado mental al que quieres que lleguen gracias a tus productos.

Para que un slogan sea exitoso, debe seguir una estructura de no más de 8 palabras, que identifiquen el producto o servicio y resalten sus características más especiales. Debe ser una frase con alma, que permanezca en la mente de quien lo escucha como un potencial recordatorio para una compra.

 

palabras para un slogan
Encontrar las palabras ideales para construir tu slogan puede ser un ejercicio interesante de creatividad

 

Tips para un slogan ganador

El slogan perfecto debe ser original: al usar juegos de palabras, rimas, palabras llamativas, juegos de palabras y por qué no, adaptaciones de frases populares o refranes, adaptados a tu producto. Si funciona y aplica, es un slogan válido.

El slogan debe ser corto: como ya dije previamente, lo ideal es que no pase de las ocho palabras. Los expertos de marketing aseguran que mientras más corto, más impactante y memorable.

El slogan debe ser capaz de destacar tus características: mejor aún si logra destacar los beneficios que puedes ofrecer por sobre la competencia.

El slogan debe incorporar el conocimiento sobre tu marca.

Cuando los slogans son elaborados como juegos de rimas, en donde la marca tiene una resonancia con el mensaje, se habla de un slogan de marca incorporada. En los casos que la marca no está incorporada en el mensaje del slogan, pero sin embargo este logra transmitir la esencia de tu trabajo, se habla de un slogan de concepto implícito.

Los slogans eficaces son aquellos cortos, fáciles de comprender, con mensaje positivo, creativo y pegajoso.

 

Comienza a pensar

¿Qué te recomiendo hacer para llegar al slogan perfecto? Incluso si tienes los recursos disponibles para contratar a un profesional del área, debes previamente realizar una lluvia de ideas, en la que listes palabras importantes para tu negocio.

Estas palabras deben estar relacionadas a las características de tu emprendimiento, de un producto específico o de los servicios de ofreces.

También debes incluir palabras que describan tu misión, valores y la visión de tu negocio. Destaca las que más te gusten del compendio general que realices.

Este es el momento en que, comenzarás a trabajar para construir tu slogan, buscando un balance adecuado entre esas palabras y los componentes visuales de tu identidad corporativa.

Lo mejor es poder generar varias opciones, leerlas y escucharlas hasta tener total seguridad que es el mensaje adecuado e ideal para tus potenciales clientes.

Un slogan es realmente bueno cuando:

  • Habla de los beneficios de un producto
  • Destaca las características de tu marca
  • Es fácil de recordar
  • Te diferencia de la competencia o de otros negocios de tu entorno
  • Transmite un mensaje creíble
  • No exagera las cualidades o posibilidades de tu marca
  • Genera una sensación de bienestar y positivismo en el consumidor
  • Genera un deseo de compra
  • Complementa a tu identidad corporativa
  • Refuerza campañas publicitarias
  • Genera presencia de mercado
  • Pasa la prueba del tiempo y perdura por décadas

 

características de un slogan
Las palabras son una fuente inagotable de sabiduría, de poder y de fortaleza, sobre todo al elaborar un slogan

 

Buenos slogans

Crear un slogan no se trata sólo de pensar y colocar palabras en cierto orden. Hay un factor de picardía y creatividad que necesita intervenir para poder elaborar ese mensaje realmente perfecto.

Te voy a dejar un listado de los que considero son los mejores slogans que se han creado en los últimos años. En inglés o en español, estos mensajes han trascendido las fronteras y han logrado que las personas los asocien con sus respectivas marcas, favoreciendo la penetración de nuevos mercados y sobre todo, las ventas.

 

  • Nokia: Connecting People
  • Nike: Just do it
  • MasterCard: Hay cosas que el dinero no puede comprar, para todo lo demás existe MasterCard
  • American Express: No salgas de casa sin ella
  • Johnny Walker: Keep Moving
  • Apple: Think different
  • BMW: ¿Te gusta conducir?
  • L´Oreal: Porque yo lo valgo
  • Rexona: Rexona no te abandona
  • McDonald´s: Me encanta
  • Bimbo: Con el cariño de siempre
  • Coca-Cola: Siempre Coca-Cola
  • Red Bull: Red Bull te da alas
  • Movistar: Compartida, la vida es más

 

Estos slogans son ejemplos de las diferentes indicaciones y consejos que te he dejado en este artículo. Entre rimas, incorporación de la marca en el mensaje, cantidad de palabras, conceptos implícitos, refuerzo positivo al consumidor y un factor de honestidad, todos estos slogans han sido efectivos para identificar a sus respectivas marcas, alrededor del mundo y permanecer en la mente del público, siendo o no consumidores de los mismos.

Comienza a trabajar en tu slogan y no te detengas hasta obtener un resultado magistral.

Sobre Jaime Hernández

Jaime Hernández es el fundador y CEO de Global Online.
Es solicitado como conferencista, consultor y mentor de lujo.
Su trabajo impacta positivamente en las empresas, así como en la comunidad del marketing online.

Comments (0)